Precio del gas LP continúa en aumento

El precio del gas licuado de petróleo (LP) continúa en aumento y según el reporte de los distribuidores a la Comisión Reguladora de Energía (CRE), aumentó 10 centavos por kilogramo en comparación con los reportes del 15 de diciembre del año pasado en la Ciudad de México. En todos los reportes de esta entidad, el precio promedio de este combustible se incrementó 28% en un año, que son 4.12 pesos por kilogramo.

Con esto, el cilindro más utilizado, de 20 kilogramos, costó en promedio 375.2 pesos en todas las delegaciones de la Ciudad de México, con lo que ha aumentado dos pesos en 15 días, pero el 11 de enero del 2017 costaba 292.8 pesos en promedio, con lo que en un año aumentó 82.4 pesos.

Cabe recordar que en el promedio nacional entre diciembre del 2016 —cuando todavía existía control de precios— y noviembre del 2017, los precios al consumidor de gas LP tuvieron un incremento de 34% al pasar de 13.4 a 18.04 pesos por kilogramo, aunque en algunos lugares del país aumentaron hasta 53.5% llegando a 21.7 pesos por kilo, según las estadísticas de la CRE.

Estas alzas han sido provocada por factores internos como la competencia que ante los aumentos provocan otros combustibles (particularmente la leña), además de la falta de disponibilidad de logística de transporte mayorista y el todavía escaso número de distribuidores en el país. Pero también se desató por factores del exterior, como el incremento de la demanda de exportaciones de Estados Unidos a distintas regiones del mundo, principalmente Asia, la aceleración en la producción en este país, que incrementó la oferta y el tipo de cambio para la referencia que toman las ventas de primera mano de Petróleos Mexicanos (Pemex) que todavía son casi 65% del consumo nacional.

AÑO ATÍPICO

Así, se observa que el aumento en los precios de venta de primera mano de Pemex, que toma la referencia internacional del mercado Mont Belvieu, fue todavía mayor, de 53.17%, al pasar de 9.44 a 14.46 pesos por kilogramo en el mismo periodo. El precio del Mont Belvieu se incrementó nada menos que 69.11% en el mismo lapso, pero distintas condiciones como las posibles pérdidas que generaría aumentar a esta tasa el precio al consumidor mexicano y el colchón que tienen como margen los distribuidores y la petrolera nacional, lograron que se contenga el precio para la población.

El precio del propano (principal componente de este combustible) llevaba dos años con una trayectoria distinta a la del petróleo, luego del boom del gas shale en Estados Unidos, de donde también se extrae este componente. Sin embargo, a partir de abril pasado se comenzó a observar que otra vez se ha alineado y que a diferencia de las últimas décadas, en que hasta que concluye el verano inician las alzas de precios, este año se adelantó desde junio.

Dadas las condiciones atípicas del año pasado, que no permitieron reducciones de la referencia durante el verano, el precio de este combustible continuará en aumento durante los siguientes tres meses, conforme a las fórmulas establecidas tras la reforma

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *